Prevención contra la gripe

En esta época del año, cuando se incrementan los casos de gripe, la Secretaría de Salud Pública recordó distintas recomendaciones para evitar contraer dicha enfermedad. El virus se transmite de una persona a otra, fundamentalmente por gotitas provenientes de la vía respiratoria de una persona enferma, a través de la tos, estornudos o simplemente cuando habla.

Los síntomas suelen aparecer a las 48 horas de efectuado el contagio y la mayoría de los afectados se recuperan en una o dos semanas sin necesidad de recibir tratamiento médico. Sin embargo, en niños pequeños, adultos mayores y personas con enfermedades crónicas, la infección puede complicar y poner en riesgo la vida.
Para evitar la enfermedad es importante tener en cuenta las siguientes recomendaciones:
• Lavarse las manos de manera frecuente, taparse la boca al estornudar y al toser.
• Ventilar la casa todos los días.
• Evitar la contaminación de los ambientes (humo de cigarrillo, braseros o fogones).
• Cuidar a los niños del frío y evitar, en lo posible, el contacto con personas enfermas.
• En los niños, verificar que las vacunas estén al día y realizar los controles médicos periódicamente.
• Priorizar siempre la lactancia materna.
Se recordó además que, como todos los años, se aplica la vacuna anti-gripal en forma totalmente gratuita en hospitales y centros de salud y tiene por objetivo disminuir las complicaciones, internaciones, muertes y secuelas ocasionadas por el virus de influenza en la población de riesgo.
Este año se trabaja con una vacuna trivalente (con protección para los virus tipo A (H1 N1 H3 N2) y B.
Debe vacunarse el personal de salud, embarazadas (en cualquier trimestre de la gestación) y puérperas, antes del egreso de la maternidad (máximo hasta 10 días después del parto, si no la recibieron durante el embarazo).
También deben vacunarse las personas mayores de 65 años y los niños de 6 a 24 meses, quienes debe recibir dos dosis de la vacuna antigripal, separadas de al menos 4 semanas, excepto que ya hubieran recibido dos dosis anteriormente, en cuyo caso recibirán sólo una dosis de la presentación actual.
Además, deben vacunarse las personas que integran los grupos de riesgo (niños mayores de 2 años, adolescentes y adultos menores de 65 años), por presentar problemas de salud como enfermedades respiratorias crónicas, cardiacas, inmunodeficiencias congénitas o adquiridas, pacientes oncohematológicos y trasplantados, personas con insuficiencia renal crónica en diálisis y obesos con índice de masa corporal mayor a 40, diabéticos y fumadores.
Este grupo debe presentar la correspondiente indicación médica que justifique la vacunación.